domingo, 6 de abril de 2014

Chuletillas de cordero con cebolla confitada y mermelada de higos







Hace días, no... semanas que tengo en mente esta receta pero  no he podido hacerla por falta de tiempo, el mal que nos aqueja a gran parte de la población, menos mal que un imail, me hizo ponerme las pilas, os cuento.
Supongo que conoceréis la web Rebañando, es una web estupenda donde además de guardar tus recetas y buscar multitud de platos de todas las categorías, puedes hacerte tu libro de recetas,   a la derecha de este blog tienes el mío, si quieres hojearlo y mirar lo monos que quedan. 
Bien, pues visitando la web hace algunas semanas, leí que están de nuevo de concurso, esta vez con mermeladas, confieso que no siempre participo en concursos por que  mi cocina es muy sencilla y  a veces veo recetas participantes muy sofisticadas para lo que yo pueda aportar, pero... por que no?, esta vez me he lanzado, he preparado una receta con mermelada, y no es dulce!... y la he preparado hoy mismo, pues como os decía en ese imail me recordaba que el último día para participar es el día 8 de mes corriente. Así que aún estoy a tiempo.
Aquí os presento mi receta con mermelada, unas Chuletillas de cordero con un toque especial!



Ingredientes:

Para 4 personas:

20 chuletillas de cordero 
1 cebolla grande
3 cucharadas de mermelada de higos
Aceite de oliva virgen Extra
Sal
150 g de higos secos( preferentemente del país, los turcos son muy grandes)
50 g de pasas de corinto
1/2 vasito de agua



Procedimiento:
Antes que nada vamos a confitar la cebolla, para ello  ponemos aceite de oliva en la sartén ponemos a fuego lento y agregamos la cebolla cortada y sal, dejamos que se ponga tierna, (este proceso  lo hice en mi olla Fussioncook, en menú al gusto, 100º de Temperatura, 15 minutos), luego agregamos la mermelada de higos, dejamos fundir bien las dos texturas y agregamos los higos y las pasas, agregamos el agua, un ratito al calor hará que los higos y pasas  se hidraten y se pongan gorditos. Ya tenemos hecha nuestra salsa.




 Es hora de poner  las chuletillas sobre la plancha caliente, cuando estén casi hechas le agregamos la sal, no antes. Procuramos no pasarnos de cocción, pues una chuletilla de cordero muy hecha se queda seca y no es agradable de comer. Servimos con la salsa para acompañarlas.





Este es el aspecto de la salsa de mermelada... me la he sacao de la manga  pero... no es delicioso? 
Os invito a hacerla por que está riquisima.



4 comentarios:

  1. ¡Cómo debe estar ese plato...madre mía ¡¡¡¡ con el toque de mermelada de higos.Suerte y feliz domingo.

    ResponderEliminar
  2. Un delicioso plato.
    Feliz domingo

    ResponderEliminar
  3. Un plato totalmente adecuado para un domingo, tiene un aspecto fabuloso, de esos que sirves en la mesa y a la gente se le hace la boca agua.

    Besitos

    ResponderEliminar

Gracias por dejarme tu comentario y por ocupar tu tiempo visitándome, este blog esta escrito con muchisimo cariño para compartilo con vosotr@s, Me alegra y me motiva cada palabra que me dejáis, intento de contestar a todos en la medida de lo posible, un gran abrazo a tod@s.

También le puede interesar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...